FILTRO

Adriana Hartwig

Curuzu Gil- Adriana Hartwig

Curuzu Gil- Adriana Hartwig

Antonio Gil, Curuzú Gil, el Gauchito Gil son los nombres de quien ya forma parte del imaginario nacional. Antes, sin embargo, de los altares al costado del camino, de la devoción por su figura, hubo un hombre forjó ese mito, una historia que construyó santuarios y fieles.

Antonio, un simple peón de campo, no duda en abrazar un destino de grandeza y tragedia: un encadenamiento de sucesos que lo llevan a encontrar la muerte en una intersección de caminos en las afueras de su Mercedes natal, rumbo a Goya para ser juzgado por desertor, por matrero.

Antonio, el que debe huir del pueblo porque el comisario compite con él por las atenciones de una mujer rica, un lujo que un gaucho no puede permitirse. Y el único lugar para escapar es la Guerra del Paraguay de la que deserta como una forma de valentía, para no pelear con mujeres y niños. De ahí a ser un renegado queda solo un paso; a robarle a ricos estancieros para ayudar y curar a pobres y enfermos, una corta distancia. La que lo transforma de hombre en héroe, de héroe en santo.

Adriana Hartwig, abogada e historiadora correntina, retrata la vida de un hombre con un destino legendario, pero también la vida cotidiana, las costumbres y las desigualdades de la Corrientes de fines del siglo XIX.

Leer más »Curuzu Gil- Adriana Hartwig

La oscuridad en el abismo- Adriana Hartwig

La oscuridad en el abismo- Adriana Hartwig

La oscuridad se consume en un abismo, se mete dentro de sí misma, imposibilita que algo se escape de allí. Atraída como a un agujero negro, como si una fuerza gravitacional la arrastrara, Isabela se adentra en la oscura mirada de Dermont, a quien todos le dicen que debe temer, que debe esconderse de él. En esos ojos, que todos ven como tenebrosos, ella ve, tímida, una luminosidad que escapa al abismo.

La señorita Isabela Alcántara no tendría por qué trabajar, pero cree en hacerlo. Cree que las mujeres no deben ser meros objetos decorativos en un hogar, ni vivir bajo la indiferente ala de un hombre. Ella es maestra y ha aceptado un trabajo como tal en la estancia Los Tacuarales, propiedad de Lautaro Sanlúcar. Lorena Sanlúcar, la hija de Lautaro necesita alguien que le enseñe no solo los rudimentos de la escritura y la lectura, de la gramática, la aritmética y la geometría. Necesita alguien con quien volver a conversar desde que ha perdido el habla.

Cuando Isabela llega al lugar, las voces de los habitantes de la zona comienzan a rumorearle extraños sucesos anteriores. La muerte de la esposa de Lautaro, la repentina mudez de Lorena, el fatal destino de las maestras anteriores a ella. Todos coinciden en sospechar de Dermont, el extraño medio hermano de Sanlúcar con sangre indígena, que parece seguir los designios de una cruel leyenda.

Sin embargo, cuando ella lo conoce, no ve oscuridad en esos ojos como los demás reclaman, ve apenas una mirada acostumbrada a rehuir, ve una tenue luz sobre el fondo de la retina, como una vela que quiere alumbrar la noche. En ese lugar amenazado, intenta, entonces, avanzar sin ver, sin caer en un abismo que siente que la atrapa.

Leer más »La oscuridad en el abismo- Adriana Hartwig

El nombre del canalla- Adriana Hartwig

El nombre del canalla- Adriana Hartwig

En medio de los susurros de un pasado que, como un fantasma, se niega a
morir del todo, se esconde un nombre. Otro, canalla, que invoca a un
alguien aborrecido, lo reemplaza. ¿Quién es el hombre que se esconde
detrás de ese otro sin escrúpulos, vacío de sentimiento, que se hace
llamar Dante Rivera?

A principios del siglo xx un proyecto faraónico comenzó a construirse a
la vera del río Paraná cerca de la capital correntina. La Ciudad de
Invierno, como se llamaba al complejo turístico que se levantó, contó
con el aval de prominentes figuras de todo el país. Ahora, abandonado,
luego de que la empresa fracasó, quedan las historias de los que
murieron entre sus muros, aquellos que susurran, que gritan, que no
olvidan: los que no quieren ser olvidados.

La tenacidad de una mujer sin prejuicios, capaz de saberse libre en un
mundo que busca encerrarla -en el yugo paterno primero; en el del
marido, después- hace que no le importe lo que se dice de Dante Rivera:
que es un canalla, que es un déspota, que es un usurero, que no tiene
piedad con sus enemigos, que es el mismo diablo. La tenacidad y la falta
de prejuicios de Virginia hacen que recurra a Dante y que, también, casi
sin saberlo, lo ayude a devolverle el pasado que le robaron, el nombre
que le pertenecía, el deseo de estar con una mujer, de quererla y ser
querido.

La historia de secretos y traiciones confluye en la Ciudad de Invierno,
en el baile inaugural, en el que una sociedad muestra sus galas, pero
también las máscaras bajo las que se esconden. Máscaras que, por la
tenacidad, la falta de prejuicios y un vínculo entre dos personas
desclasadas, van caer de golpe.

Leer más »El nombre del canalla- Adriana Hartwig

El farol del diablo- Adriana Hartwig

El farol del diablo- Adriana Hartwig

En las noches oscuras puede verse en el campo una luz a lo lejos. Los lugareños se horrorizan y escapan entre rezos y santiguos: saben que es un alma que no ha purgado sus penas, que sigue en el mundo de los vivos. A esa luz, la llaman el farol del diablo.

María Fernanda Carnicer es médica. En la ciudad de Corrientes, en los primeros años del siglo xx, no es habitual ni está bien visto que una mujer se dedique a la medicina. Algunos, incluso, en voz baja, la tildan de curandera.

Juan de Dios Ferrara es mestizo y pertenece a la alta sociedad. Esta inhabitual conjunción provoca el rechazo de los sectores más conservadores. A él poco parece importarle; tampoco le importan los susurros que lo culpan de la inexplicable desaparición de su prometida días antes de la boda.

Dos personas marcadas por las habladurías, en la misma ciudad, parece inevitable que se encuentren, que se cuiden entre sí, que se alíen, que se enamoren. Juntos, deciden poner distancia de esa ciudad que los juzga y trasladarse al campo.

Allí, el farol del diablo se le revelará a María Fernanda con una intensidad cegadora: sueños en los que los ausentes le hablan, el olor pregnante de las rosas muertas que nadie más reconoce, voces que comienzan a habitarla, el misterio de mujeres de la zona que han desaparecido sin dejar rastros.

Entre el terror y el romance, entre la novela histórica y las tradiciones populares, Adriana Hartwig nos trae una novela singular e inquietante a la vez, con personajes pasionales que transportarán al lector al torbellino de este relato.

Leer más »El farol del diablo- Adriana Hartwig